Usted está aquí

En bicicleta entre olivos centenarios

Tres jornadas a lo largo del camino que recorría el “Tren del Aceite”, un antiguo ferrocarril que conectaba Jaén con Puente Genil y que ahora se encuentra acondicionado para el cicloturismo.

El trayecto atraviesa el mayor olivar del mundo, árboles centenarios que han visto pasar, a lo largo de mucho tiempo, a las distintas culturas que han configurado el paisaje de esta región del centro andaluz y las antiguas costumbres de sus habitantes, que aún perduran. Estamos en el corazón de Andalucía, bordeando las Sierras Subbéticas, en las tierras por las que transitaron cristianos, árabes y judíos durante la Edad Media.

En plena naturaleza, la ruta atraviesa zonas ricas en aves como las lagunas Honda y del Salobral, bordea los perfiles escarpados de la sierra y nos deja asomarnos al monte mediterráneo.

Todos los pueblos a los que accede el recorrido tienen un pasado histórico que se expresa en la abundancia de monumentos, casas señoriales, castillos medievales y un trazado urbano típico, con callejuelas intrincadas en las que es un gusto perderse para descubrir, con libertad, sus muchos atractivos.